La importancia del diagnóstico temprano en la esclerosis múltiple

Por el momento, la esclerosis múltiple no tiene cura. No existe ningún fármaco que la haga desaparecer para siempre. Podríamos pensar, entonces, que da igual cuándo lo diagnostiquemos. Nada más lejos de la realidad. El momento del diagnóstico sí importa. Te contamos por qué.

La rapidez sí importa

La esclerosis múltiple es una enfermedad en la cual el sistema inmunitario va destruyendo el sistema nervioso central, es decir, el cerebro y la médula espinal. Al principio, el cuerpo tiene la capacidad de reparar el daño, pero llega un momento en el que ya no es suficiente y la pérdida de neuronas es irreversible. El cerebro se va atrofiando, esto es, haciéndose más pequeño.

La esclerosis múltiple afecta principalmente a jóvenes que vivirán muchos años. A lo largo de ese tiempo, sufrirán brotes que provocarán síntomas y dejarán secuelas más o menos graves. Lo habitual es que la enfermedad progrese y la discapacidad empeore, a medida que se van sumando nuevas lesiones del sistema nervioso.

Se sabe que el daño cerebral ocurre desde etapas muy tempranas, pero el organismo lo repara.  Por eso puede pasar mucho tiempo hasta que los síntomas se hacen evidentes y la enfermedad se diagnostica. Esto ocurre cuando la «reserva neurológica» se agota.

La historia natural (esto es, sin tratamiento) de la enfermedad puede cambiarse con los fármacos modificadores de la enfermedad. Estos medicamentos reducen el número de brotes, disminuyen el número de lesiones, y enlentecen la atrofia cerebral y la progresión hacia la discapacidad. Estos beneficios son mayores cuanto más temprano se empieza el tratamiento, en etapas en las que todavía es posible disminuir la inflamación y el daño cerebral. Por eso, el diagnóstico precoz es fundamental. Con tratamiento, se viven muchos más años sin síntomas o con muy pocos, con una mejor calidad de vida.

Buenas prácticas para un diagnóstico a tiempo

Hasta hace unos años, era muy difícil diagnosticar la esclerosis múltiple. De hecho, todavía no existe ningún biomarcador, esto es, una prueba que nos diga sin lugar a dudas que una persona tiene la enfermedad. Sin embargo, gracias a la resonancia magnética nuclear (RMN), el diagnóstico se hace ahora 10 veces más rápido que en los ochenta.

¿Por qué, entonces, sigue a veces retrasándose el diagnóstico? Los motivos son varios:

  • Retraso de la persona en consultar al médico, por miedo, por el «ya se me pasará» o, en muchos países, por falta de acceso a los servicios de salud.
  • Retraso del médico de familia en remitir al paciente a un neurólogo, por falta de práctica o desconocimiento.
  • Retraso en las pruebas y listas de espera.

Algunas recomendaciones para acelerar el diagnóstico son las siguientes:

  • Dar a conocer la enfermedad entre la gente. En este sentido, la labor de las asociaciones de pacientes y de los propios pacientes y familiares es esencial. Las personas deben conocer esta enfermedad y saber que deben consultar enseguida si notan cualquier síntoma neurológico.
  • Mejorar la formación de los médicos. Esto incluye comprender lo esencial no solo de acelerar las pruebas y el diagnóstico, sino de las ventajas de iniciar el tratamiento con fármacos modificadores de la enfermedad cuanto antes. También deben ser capaces de transmitir esto último a los pacientes.

Todos podemos poner nuestro granito de arena para que la esclerosis múltiple se diagnostique y se trate a tiempo. ¡Educa a tu entorno!

Referencias

  • La importancia de un diagnóstico a tiempo. Fundació Esclerosi Múltiple, 12 de diciembre de 2016.
  • Giovannoni, et al. Time matters in multiple sclerosis. Oxford PharmaGenesis. 2015.
  • Lavorgna L. Impact of early diagnosis on clinical characteristics of an Italian sample of people with multiple sclerosis recruited online. Multiple Sclerosis and Related Disorders. 2019;27:239-246.

Fecha de publicación: 03/2019

 1812063377

Certificación y sello de calidad 

  • Esta página web está dirigida a usuarios de España.

  • Todas las personas que aparecen en los vídeos de testimonios reales que se encuentran en esta web, han cedido sus derechos de imagen para su difusión.

  • La información proporcionada en este sitio web no remplaza si no que complementa la relación entre el profesional de salud y su paciente o visitante. En caso de duda debe consultar con su profesional de salud de referencia.

Utilizamos cookies de análisis propias y de terceros para mejorar el sitio web y su experiencia de usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Si precisa más información o no quiere aceptar cookies al utilizar esta página web, visite la página Política de cookies.