Lactancia y reproducción asistida en la Esclerosis Múltiple

Gran parte de las mujeres con esclerosis múltiple (EM) son jóvenes, en plena edad fértil, por lo que todos los temas relacionados con la gestación, parto y lactancia materna, les preocupa bastante.

El grupo de estudios de EM de la sociedad italiana de neurología, presentó en la reunión ECTRIMS 2011 los datos recogidos de 413 mujeres con 423 embarazos, seguidas durante al menos 1 año, para ver las diferencias que pudiesen existir entre dar lactancia materna o no. De los 386 partos a término, ni la edad, ni la duración de la enfermedad, ni la anestesia epidural, ni la lactancia materna o el haber sido tratadas previamente al inicio del embarazo influían en el pronóstico sobre brotes o progresión de la discapacidad.

Sólo en el 12% de los casos se observó aumento de la discapacidad al año de seguimiento, y un 25% a los 5 años, y dependía casi exclusivamente del número de brotes del postparto.

Así mismo, se observó en este estudio que la lactancia materna no pueden evitar los brotes de la enfermedad. Los autores concluían que las mujeres con elevado número de brotes o discapacidad antes del embarazo deben consultar con su neurólogo para considerar el uso de tratamientos inmediatamente después del parto. El sentido común indica, que si el 75% de las pacientes no tienen brotes posteriores al parto, y el 25% han tenido muchos brotes previos, son éstas, y no todas, las que podrían dar lactancia materna a los bebés, teniendo en cuenta las ventajas que al mismo le pueden aportar.

En cuanto al parto, se sabe que existe más proporción de intervenciones obstétricas. Analizados 7.600 partos de mujeres con EM, el riesgo de cesárea aumentó un 30%, y el retraso de crecimiento intrauterino un 70%, 2.25% aumento de prematuridad como cesáreas o fórceps, pero no se ha encontrado aumento de riesgo para la evolución de la enfermedad, y lo mismo puede decirse de la anestesia epidural, que para nada está contraindicada.

Reproducción asistida

Un 15% de las parejas no pueden tener hijos. La EM no se asocia a disminución de la fertilidad, pero pueden coexistir. Cuando una mujer con EM no puede concebir espontáneamente puede, en un momento determinado, sobre todo cuando está llegando a una edad crítica, desear ayuda especializada para concebir su hijo mediante técnicas de reproducción asistida (TRA). Los estudios realizados en grupos de pacientes con EM y sometidas a TRA indican que el número de brotes es importante, específicamente en las mujeres con tratamiento que no consiguen un embarazo a término. Son, de todas formas, series con pocas pacientes y reproducidas en varios centros y países distintos (Alemania, Francia, Argentina, etc.), por lo que, de momento, y hasta que se esclarezcan los mecanismos de control para evitar esto, se restringen los casos a lo estrictamente necesario.

Dra. Delicias Muñoz García
Jefa de la Unidad de Esclerosis Múltiple
Complejo Hospitalario Universitario de Vigo
Julio 2012

1707051176

ver más en Afrontando la EM