Cuidados de Enfermería en Esclerosis Múltiple

El papel de los enfermeros en el tratamiento de la EM

Tras el diagnóstico de esclerosis múltiple, la persona afectada inicia una relación intensa con diversos grupos de profesionales que le acompañarán a lo largo de la enfermedad.

Entre estos se encuentran los enfermeros y enfermeras que viven el día a día del paciente, le ayudan a adaptarse al tratamiento y aclaran las dudas sobre la enfermedad.

Este colectivo es el que mantiene una relación más intensa y continuada con el paciente y debe estar especializado en el tratamiento de la EM.

Debido a esta relación tan cercana con el paciente, sus habilidades han de ser muy específicas. Deben ser dinámicos y flexibles, para adaptarse a las necesidades cambiantes del paciente.

Las habilidades comunicativas son clave y han de ser empáticos, comprensivos para llegar a establecer una relación de confianza con el paciente.

Funciones de enfermería en pacientes con Esclerosis Múltiple

Los enfermeros/as especializados en esclerosis múltiple tienen cinco funciones principales:

Evaluar:  El enfermero o enfermera debe valorar el caso de cada paciente y conocer su entorno: no sólo es importante el estado de la enfermedad, también son muy importantes los estilos de vida y las diferentes situaciones familiares.

A partir de las necesidades de cada paciente se elaboran un plan con objetivos realistas y asequibles para el paciente y sus familiares.

Educar: Los enfermeros/as deben escuchar al paciente y sus familiares, resolver sus dudas y asesorar en la toma de decisiones.

Los temas sobre los que debe educar al paciente incluyen la progresión de la enfermedad (síntomas, reconocer y actuar ante un brote, etc), características del tratamiento que está siguiendo, detección de posibles efectos adversos y novedades científicas sobre la EM.

Controlar: Los enfermeros/as se encargan de realizar un seguimiento diario del paciente y la evolución de la EM a todos los niveles. Esto queda definido en un plan de cuidados específico.

Un aspecto clave de este plan es asegurarse que el paciente comprende cómo debe tomar el tratamiento para la EM. De este modo se evitan abandonos o complicaciones derivadas de su mal uso.

Asesorar: Los tratamientos para la EM acostumbran a ser caros y sumados a la propia incapacidad del paciente, pueden generar problemas económicos. El enfermero/a debe defender los intereses del paciente conociendo el funcionamiento del sistema sanitario, las compañías de seguros y los programas de la industria farmacéutica.

Colaborar: En el tratamiento de la EM están implicados muchos profesionales, como neurólogos, fisioterapeutas o psicólogos. La atención del paciente será mejor si todos los implicados trabajan en la misma dirección y con objetivos comunes. Esta colaboración no sólo es beneficiosa para el paciente, sino que también lo es para el enfermero, que puede ampliar su formación y conocimientos.

 

El enfermero/a es el profesional médico más valorado por los pacientes. Su cercanía hace que lleguen a obtener información que el paciente no se atreve a explicar a su neurólogo.

 

Referencias:

Fecha de publicación: 05/2019

1903065450

Certificación y sello de calidad 

  • Esta página web está dirigida a usuarios de España.

  • Todas las personas que aparecen en los vídeos de testimonios reales que se encuentran en esta web, han cedido sus derechos de imagen para su difusión.

  • La información proporcionada en este sitio web no remplaza si no que complementa la relación entre el profesional de salud y su paciente o visitante. En caso de duda debe consultar con su profesional de salud de referencia.

Utilizamos cookies de análisis propias y de terceros para mejorar el sitio web y su experiencia de usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Si precisa más información o no quiere aceptar cookies al utilizar esta página web, visite la página Política de cookies.